martes, 31 de enero de 2023

Una obra maestra o una obra mal hecha...


Día a día cambiamos todos y existe una transformación, la educación no es la excepción, la educación en el siglo XXI tiene diferentes retos que lograr principalmente es construir una sociedad más justa, equitativa, que los alumnos sean investigadores, con la capacidad de resolución de problemas, para ello el docente debe contar con las mejores herramientas para poder lograrlo como creatividad, compromiso cívico, responsabilidad, confianza en sí mismo a si como liderazgo, saber motivar a los alumnos para que ellos logren un aprendizaje para la vida y así exista una transformación en nuestra sociedad. Uno de los principales objetivos de la nueva escuela mexicana el cual es lograr transmitir a la solidaridad, la justicia social, el cuidado del medio ambiente los derechos humanos y la inclusión para ello el docente debe tomar en cuenta que los alumnos y las alumnas deben aprender a ser, aprenderse a conocer, aprender a hacer y a vivir juntos de ser así los individuos contarían con la capacidad de un mejoramiento continuo libertad de expresión de sus ideas, de comprender y valorar a los demás para poder lograr esta transformación tan necesaria en nuestros días existe una pieza clave el docente.



El docente que ante todo es un ser humano que tiene que desarrollar muchas habilidades conocer de ética pero sobre todo vivir dentro y fuera del aula con valores, respeto, inclusión para que puedan transmitir el conocimiento, y el temario que tenga estipulado así como también pueda ayudar a los alumnos y alumnas para que vivan y se formen con valores que les ayudarán a ellos en su vida y eso se vea reflejado en una mejor sociedad. 
 El docente debe ser consciente de la responsabilidad que tiene en sus manos ya que son personas que están en un proceso de aprendizaje y requieren de todo apoyo para formarse para ello es necesario que se capacite constantemente para poder obtener mejores resultados en todos los campos formativos utilizando los ejes articuladores para que el alumno pueda explorar, pensar, analizar, representar y construir para aprender. Para poder lograrlo el docente debe de tener confianza y motivar a sus alumnos, promover la curiosidad y dejar que lo intenten una y otra vez. 
Para este gran reto se necesita realizar un diagnóstico de grupo conocer a los alumnos para realizar una planeación la cual esté adecuada flexible para todos ellos tomando en cuenta el área qué tenemos para trabajar, los materiales con los que se cuenta, el horario, el número de alumnos para poder lograr una dinámica atractiva y que ellos construyan su conocimiento de ser así el aprendizaje será significativo para que el alumno le dé un sentido al aprendido y que sobre todo le guste aprender. 
El docente al término del día debe reflexionar sobre cómo fueron las actividades en el día, la participación de los alumnos, si se lograron los objetivos y si no fue así reflexionar y analizar por qué no se lograron. Para concluir todo este proceso tenemos a la evaluación, nosotros los docentes debemos de tener la capacidad de transmitirle a los alumnos confianza en sí mismos, para que en el momento de la evaluación no sea el momento de terror como lo es para muchos alumnos y alumnas donde se coloca un número a todo un esfuerzo durante un periodo, afortunadamente en la actualidad podemos realizar diferentes rúbricas en las cuales se logre una evaluación en donde el alumno logre gozar el resultado de lo obtenido en el periodo o curso, en el cual podemos tomar en cuenta las participaciones, trabajos en equipo, exposiciones, vídeos, encuestas, todo para lograr que los alumnos construyan individualmente y en grupo un conocimiento el cual puedan emplear en su vida y no solamente para obtener una calificación para pasar de año o para obtener un certificado…
Escrito por: Esther Delmotte

jueves, 26 de enero de 2023

Aprender a aprender y aprender a desaprender

A través del tiempo la labor del docente ha ido cambiando y es un cambio necesario  ya que la sociedad igualmente está en constante cambio y asimismo los aprendices, por lo que el docente también debe modificar su práctica, ya que se ha convertido una necesidad el aprender a aprender y aprender a desaprender para lo cual será necesario desarrollar habilidades docentes como un abanico de posibilidades para aprender.



Valdría la pena señalar Los siete saberes necesarios para la educación del futuro, según Edgar Morín y así generar relaciones significativas. Estos saberes los resumo de la siguiente manera:

1. Una educación que cure la ceguera del momento.

Todo conocimiento conlleva el riesgo del error, la educación del futuro debe contar siempre con esa posibilidad, ninguna teoría está inmune contra el error.

2. Una educación que garantice el conocimiento pertinente.

La educación debe promover una “inteligencia general” idónea para referirse al contexto, a lo global y a lo multidimensional y a la interacción compleja de los elementos. “Esta inteligencia general se construye a partir de los conocimientos existentes y de la crítica de los mismos.

3. Enseñar la condición humana.

Conocer al ser humano es situarlo en el universo y, al mismo tiempo separarlo de él. Conocernos es una cuestión inseparable de dónde estamos, de dónde venimos y a dónde vamos.

4. Enseñar la identidad terrenal.

Será construir una conciencia antropológica, ecológica, cívica y espiritual como una identidad terrenal para todos por igual como seres de este planeta.

5. Enfrentar las incertidumbres.

La educación debe hacer suyo el principio de la incertidumbre ya que todo evoluciona y está en constante cambio. “Navegamos en un océano de incertidumbres en el que hay algunos archipiélagos de certezas, no viceversa”.

6. Enseñar la comprensión.

La educación debe abordar la comprensión en el sentido interpersonal e intergrupal y a escala planetaria. La comprensión exige establecer sociedades democráticas, la educación del futuro debe asumir un compromiso por la democracia abierta.

7. La ética del género humano.

Además de las éticas particulares, la enseñanza de una ética válida para todo el género humano es una exigencia de nuestro tiempo. Morin presenta lo que llama el “bucle individuo – sociedad – especie” como base para enseñar la ética venidera.

Podríamos decir que sin duda, educar desde estos principios, generará personas preparadas para un nuevo futuro.

Con referencia a lo que es educación permanente y aprendizaje permanente es importante comentar la diferencia entre ellos:

Educación permanente es aquello que se planifica y desarrolla de manera consciente mientras que aprendizaje permanente es lo que se va construyendo a lo largo de la vida sin limitarse a los años de educación formal que en todo momento es lo eficaz para cualquier ser humano, estamos en constante aprendizaje.

El continuar aprendiendo a lo largo de la vida nos sirve para enfrentar los retos, a desarrollar competencias, desarrollar nuevas habilidades y reforzar las adquiridas. Así podemos decir que en una comunidad de aprendizaje todos aprendemos es cuando viene el tópico aprender a aprender y aprender a desaprender y cuando se construye y reconstruye el conocimiento y así se reinventa la educación.

En el aprendizaje del presente, porque no podemos llamarlo del futuro, existe la democracia como un modo de vida, con todos y para todos donde la inclusión tiene un papel importante, los seres humanos aprenden a cuidarse mutuamente, y el diálogo sea una comunicación para construir.

Entonces se debe cambiar el sentido del aprendizaje a través de las distintas maneras de enseñar y asimismo la manera de evaluar.

La evaluación debe dejar de ser por medio de un examen o batería estandarizado, en donde a todos se les evalúa por igual, hay que evaluar para aprender, una evaluación significativa en la que en alumno tome conciencia de sus aciertos así como de sus errores y que él mismo se responsabilice de su aprendizaje. Esto permitirá que el alumno sea autónomo, autogestivo, con una comunicación asertiva y logre tener un pensamiento crítico. Para el docente es un gran trabajo ya que tendrá que idear y tomar herramientas como rúbrica de desempeño con indicadores de logro, portafolios de evidencias, registro anecdótico, observación, etc.

Para finalizar puedo decir que aprender a aprender y aprender a desaprender es dejar de hacer lo mismo de la misma manera, será buscar, descubrir caminos diferentes para llegar al mismo aprendizaje, en donde será necesario, arriesgarse, soltar el miedo al cambio y atreverse en un mundo que cambia constantemente.

Escrito por: Mtra. María Magdalena Espinosa Zamora

domingo, 30 de octubre de 2022

Estudien para el examen

 
Varios expertos en evaluación mencionan con insistencia que la forma de enseñar habla mucho de la evaluación que van a utilizar. Aunque también hay docentes que emplean las pedagogías activas para tener una dinámica diferente en el aula, pero su evaluación se centra en un examen con preguntas que solicitan exclusivamente conocimientos factuales.



Considerando las características y necesidades de la sociedad, se requiere desde ya de una evaluación distinta; ésta se enfoca en una autoevaluación y coevaluación. Por lo tanto se debe atender en el empleo de diversos instrumentos para diseñar estrategias de evaluación que sirvan para los aprendizajes. Por ejemplo, una herramienta como la rúbrica o la lista de cotejo es muy distinta a la que se emplea en un modelo de heteroevaluación.

Se ha caracterizado que la "semana de evaluación" sea sinónimo de semanas de exámenes, porque es la única evidencia para asignar una calificación, y por obviedad los procesos se nulifican y es el resultado lo que formaliza los procesos. De ahí que, ante esta  ritual semana, los docentes siempre recomienden estudiar para ellos, incluso ofrecen guías que si bien son ejercicios parecidos o iguales, les servirá para responder su examen. Tenemos que mirar a escenarios donde los exámenes sean sólo un instrumento de evaluación más para reflexionar sobre los procesos y mejorar los aprendizajes de los estudiantes.="

¡Estudien para los exámenes!

El futuro de la educación

Sociedad del conocimiento

Una escuela en la nube. Sugata Mitra

Fullan

José Antonio Fernández Bravo

Bernie Dodge

¿Cómo lograr que sus alumnos recuerden?

Más inteligente que la empresa para la que trabajas

Emilio Tenti Fanfani

El valor de educar

Diez años

Diez años

Clase a la inversa

Conectivismo. Conferencia

La gestión educativa para el siglo XXI

Isac Asimov. La tecnología en la escuela.

La práctica docente como profesión

Santos Guerra. Tiempos revueltos

Andrés Oppenheimer. Conferencia Educación

Juan Ignacio Pozo

Jean Piaget

Conferencia Juan Delval. Retos de la educación democrática para el siglo XXI

Del curriculum al aula. Orientaciones y sugerencias para aplicar la RIEB

Educación y Fernando Savater

8 ideas clave Calidad de la práctica educativa

Ser maestro de educación básica. Dr. Díaz Barriga

Educación Básica

Web 2.0

Francesco Tonucci. ¿Cómo puede ser la escuela para el mañana?

Juan carlos Tedesco

Transformar la práctica educativa

Edgar Morín

Alvin Toffler y la educación

Martín Barbero

El desarrollo profesional de los docentes en la era internet

César Coll y TICS

Perkins, David. ¿Qué cosas valen la pena enseñar y aprender hoy?

Paradigma del sistema educativo. Sir Ken Robinson

Las escuelas matan la creatividad

Constructivismo Pedagógico

Desde el 16 12 09

free counters
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.